Blogia
Bushi Dojo

NAGINATA

BREVES APUNTES SOBRE LA NAGINATA Y SU TRABAJO EN LA BUJINKAN

Dentro del arsenal de las armas largas – bo, yari, bisento, etc-, la Naginata es un arma muy sofisticada, que requiere una habilidad considerable para su manejo efectivo en el campo de batalla, además de contar con una rica historia.
Básicamente se trata de un mástil de madera en la punta del cual encontramos una hoja curvada.
Su dinámica es similar a una mezcla entre el manejo del bo (bastón largo), el tachi (sable largo) y el yari (lanza).
La longitud de la Naginata es muy variable dependiendo de cada escuela, de las condiciones de la batalla y de los requerimientos personales de cada uno.
El mástil puede variar entre 1,65 m a 3 m de largo y la hoja entre 35 cm y 70 cm. Normalmente la hoja solo está afilada por un lado pero se encuentran naginatas de doble filo en algunas ocasiones.
En la otra punta del mástil solía colocarse un punzón afilado que servía como pica, o un remate de hierro.
Como en tantas otras armas, el origen de la Naginata no se conoce con exactitud, sin embargo existen tres teorías al respecto que tienen bastante base sólida.
La primera de ellas sostiene que la Naginata evolucionó a partir de una herramienta agrícola usada para segar. A principios del siglo III, los agricultores añadían piedras afiladas al final de largos bastones y más tarde pasó a usarse el metal en vez las piedras.
Otra teoría propone que la Naginata surgió directamente como un arma y que los primeros prototipos de hoja estaban hechos de bronce y posteriormente se pasó al acero. Esta teoría estipula el desarrollo de la Naginata bastante después de la introducción del metal en Japón, proveniente del continente asiático, sobre el siglo II.
La tercera teoría es que las alabardas chinas fueron introducidas en Japón durante las primeras migraciones, hacia el siglo II.
Durante las Dinastías Han y Wei (aproximadamente hacia el año 200 antes de Cristo), estas armas ya se parecían bastante al tipo de Naginata utilizado posteriormente por los guerreros japoneses. Algunos historiadores creen que aunque los chinos inventaron el arma, ésta fue más desarrollada, utilizada y refinada posteriormente por los japoneses.
A pesar de su incierto origen, es un hecho bien conocido que la Naginata fue muy utilizada en combate a partir del siglo X. Las batallas de caballería eran muy importantes en aquella época y resultaba difícil repeler a los jinetes únicamente con el uso de arcos y espadas.
La Naginata resultó ser un arma estupenda en este tipo de batallas y sus movimientos circulares se usaban destructivamente contra las patas de los caballos para acabar con el jinete en el suelo una vez el caballo caía al suelo.
Durante la Guerra Gempei (1180) en la cual el clan Tara luchaba contra los Minamoto, la Naginata ascendió hacia una posición de alta estima entre los guerreros. Debido a su uso tan extendido en aquel tiempo, se realizaron cambios fundamentales en las armaduras de los guerreros. La adición del “sune-ate”, las espinilleras, vino directamente provocada por a los daños causados por los guerreros armados con Naginata.
La Naginata era un arma usada en gran medida por las mujeres guerreras. Es un error bastante común el pensar que las mujeres de aquella época eran sumisas amas de casa mientras que era el hombre el único que iba a la guerra. En realidad las mujeres eran guerreras de alto nivel, bien entrenadas en el uso de la Naginata así como en técnicas de lucha desarmada. Un claro ejemplo lo constituyen las famosas kunoichis (mujeres ninja).
Una de las más legendarias guerreras fue Itagaki, famosa por sus habilidades con la Naginata. Itagaki era la responsable de la guardia del castillo de Torizakayama, al mando de 3.000 guerreros. El shogunato de Hojo envió 10.000 guerreros para destruirlo e Itagaki lideró a sus tropas fuera del castillo directamente contra los guerreros Hojo, matando a un gran número de ellos hasta que finalmente sucumbieron debido a la gran diferencia de número.
Fuera del campo de batalla, la Naginata era usada también por las mujeres como arma de protección tanto personal como de los hijos, mientras el hombre estaba fuera o durante el trabajo en el campo. Gracias a la talla y al alcance del arma, una mujer podía mantener a distancia fácilmente a un atacante por grande y fuerte que este fuese.
La introducción de las armas de fuego en Japón a mediados del siglo XVII alteró significativamente las estrategias de las batallas y la Naginata fue perdiendo importancia en el campo de batallas para quedar poco a poco relegada al uso de la protección del hogar a cargo de las mujeres de los guerreros samurai.
El entrenamiento de la Naginata era también tenido como un ejercicio para el desarrollo del carácter. Así, durante el período Edo, una época de relativa paz en el Japón feudal, fueron principalmente las mujeres de las familias samurai las que entrenaron el arte de la Naginata e incluso se les requería su estudio a partir de los 18 años de edad. Por aquella época la Naginata era frecuentemente un arma muy ornamentada con todo tipo de decoraciones y estaba considerada como una parte esencial de la dote de la mujer.
Después de la restauración Meiji (1867), los Koryu* (estilos antiguos) se enseñaban en las escuelas públicas para el entrenamiento físico y mental de las estudiantes femeninas.
Después de la Segunda Guerra Mundial, se formularon las bases de la "nueva" Naginata en varios Koryu de manera bastante similar al Kendo. Muchos de estos Koryu se siguen enseñando hoy día, y su práctica la realizan tanto hombres como mujeres.
Al igual que en otros artes tradicionales como el Budo Taijutsu de la Bujinkan, la Naginata se trabaja con el fundamento "Ken Tai Itchi Jo” (la coordinación entre el espíritu, el arma y cuerpo como una sola unidad). Ambos están basados en el equilibrio, la coordinación y la precisión, y no tanto en la fuerza, con lo cual son artes que pueden ser practicadas a lo largo de toda la vida.
Hoy día, el arte marcial de la Naginata, Naginata-do, se practica muy extensamente en Japón y también en otros países como Estados Unidos y Francia. Existen bastantes estilos o escuelas (ryu), siendo Atarashii Naginata y Jikishin-kage ryu los más populares. Otras escuelas muy conocidas son Tendo ryu y Toda Ha Buko ryu.
Por razones obvias, la práctica de Naginata-do en nuestros días tiene sus limitaciones y así por ejemplo en Atarashii Naginata y otros Ryu se practica actualmente en las dos formas de Kata y Shiai:
- El Kata está diseñado para enseñar la forma correcta de las técnicas básicas del arma.
- El Shiai incluye un completo equipo de protección similar al utilizado en Kendo y se practica en forma de combate preestablecido.

Nosotros, en la Bujinkan, estudiamos la Naginata no como un arte marcial en sí mismo sino como un arma más de nuestro arsenal, trabajando tanto katas en el sentido de formas no fijas sino como series de movimientos para alcanzar un buen nivel de manejo, como de forma totalmente libre y adaptada a nuestro Taijutsu, incluyendo trabajos que sin duda parecerán bastante poco ortodoxos a los puristas del arma o a los practicantes de las escuelas tradicionales de Naginata citadas anteriormente. También solemos combinar la Naginata con otras armas (katana, tanto, shoto, etc), y por supuesto en técnicas contra adversarios armados con katana, naginata, yari, bo…así como desarmados.

Dani Esteban -Kôryu- * es Instructor Shihan de la Bujinkan.
Imparte clases de Budo Taijutsu y Ninjutsu en Bushi Dojo (Barcelona)

Para más información :danikoryu@yahoo.com

* Kôryu : Además de “escuela antigua” o “estilo antiguo”, dependiendo del kanji utilizado tiene varios significados. Por ejemplo en mi Bugo (nombre marcial) significa Dragón de Luz.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres